8

 

El proceso de pérdida de peso suele estar asociado a la negatividad. Durante años la palabra dieta se ha visto relacionada con otras como ´prohibición´, ´restricción´, y también con sentimientos como la frustración, enfado, tristeza y otros que rodean lo negativo.

Bien, en Saluda a lo saludable no hay cabida para esto. Lo primero, no harás dieta, por lo que no habrá prohibiciones ni restricciones en tu alimentación. Lo que haremos es trabajar en una reestructuración alimentaria que te ayudará a recuperar tu peso ideal. Pero es importante que tengas en cuenta que durante el viaje hacia dicho peso irás adquiriendo otra serie de logros: autonomía, confianza, felicidad, y sobre todo, salud. Al final, este número que tanto te tenía preocupado/a pasará a ser secundaria.

Mi objetivo es hacerte ver que el proceso de pérdida de peso viene acompañado de muchas cosas bonitas que harán despertar tu bienestar. Sí, eso es lo que quiero: despertar tu bienestar.

Mediante educación alimentaria irás aprendiendo herramientas sencillas que llevarás día a día en tu bolsillo, como por ejemplo, cómo elaborar tu menú. Esto se servirá para que, cuando llegue el momento de despedirnos, no necesites volver a un nutricionista y tú solo/a sepas cómo manejar tu alimentación.

Para lograr todo esto trabajaremos conjuntamente tu motivación. Esto lo haremos de forma didáctica, así que prometo que no te aburrirás.

 

¿Te apetece dar el primer paso? ¡Te espero!